Aprendizajes en Familia

En años recientes, la calidad educativa ha sido prioridad de la política educativa y social en México debido a las altas cifras de pobreza e inequidad prevalecientes en ciertos sectores sociales.

Presentación

En años recientes, la calidad educativa ha sido prioridad de la política educativa y social en México debido a las altas cifras de pobreza e inequidad prevalecientes en ciertos sectores sociales. Si bien se han manifestado algunos avances positivos en el sistema educativo mexicano, aún son notorios los desafíos por igualar las condiciones de cobertura, infraestructura, profesionalización docente, de participación social de los padres de familia, entre otros factores, como para considerar que la educación está teniendo la transformación que se requiere.

En estudios y análisis sobre el tema de la educación básica, por ejemplo, se sabe que “el desempeño de los estudiantes no es suficiente para proporcionar las habilidades que México necesita: la mitad de los jóvenes de 15 años de edad no alcanzó el nivel básico 2 de PISA (el promedio de la OCDE fue de 19.2% en 2006). La jornada escolar es corta, con tiempo de enseñanza efectiva insuficiente; y en muchas escuelas la enseñanza y el liderazgo son de baja calidad, y el apoyo con el que se cuentan es débil”. (OCDE, 2010).

Frente a este panorama, el Programa Aprendizajes en Familia con su Modelo integral de comunicación pedagógica –intervención socioeducativa-, se entabla como una estrategia de formación transversal en intervención socioeducativa para docentes y autoridades educativas en el ámbito escolar; madres, padres y/o tutores responsables de niñas y niños en las familias; y autoridades municipales, líderes comunitarios y personas jóvenes y adultas en la comunidad. El propósito de esta atención diversa para la formación, es brindar las herramientas necesarias para el desarrollo potencial del aprendizaje informal, hacia una mejora e impacto en el aprendizaje formal que se vive en las escuelas de educación requiere.

 


Responsable del Programa

María del Socorro Tapia
Contacto: mstapia@crefal.edu.mx

 

Descripción y objetivos

El Programa Aprendizajes en Familia está destinado para que instancias del gobierno federal, estatal y municipal en sinergia con autoridades educativas y escolares; brinden un panorama pedagógico que fortalezca a la calidad en la educación básica, mediante una formación integral en intervención socioeducativa que involucra la participación activa y dinámica de jóvenes y adultos desde otros ámbitos como la familia y la comunidad. Se identifican como beneficiarios directos de la aplicación, a las niñas y niños inscritos en los tres niveles de educación obligatoria y los integrantes de la comunidad escolar; mientras que sus familias y habitantes locales, cercanos a las escuelas, son los beneficiarios indirectos de los resultados esperados.

En este marco de colaboración, cooperación y gestión interinstitucional, el modelo busca propiciar un cambio transformacional desde las escuelas primarias, con el propósito de contribuir en el logro de una educación integral con padres de familia, docentes y demás jóvenes y adultos implicados, para así responder a la exigencia de implementar estrategias que garanticen la permanencia y adecuada trayectoria académica de las niñas y niños, y que en consecuencia, tengan como resultado la efectiva conclusión de su educación básica.

Con la implementación del Modelo integral de comunicación pedagógica –intervención socioeducativa- el Programa Aprendizajes en Familia se propone:

Establecer las bases de una formación integral en intervención socioeducativa con el respaldo de una vinculación interinstitucional entre programas sectoriales educativos y sociales que propicien el fortalecimiento del logro educativo en las escuelas, la calidad de vida en las familias y el desarrollo comunitario.

Para el desarrollo de cada una de las etapas (formación, intervención y evaluación-certificación-) que comprende su fase de implementación es necesario:

  1. Definir la nueva cobertura por entidades y número de escuelas de educación básica por nivel de atención, para la implementación gradual del programa y su modelo integral de intervención socioeducativa.
  2. Promover la integración de programas educativos y sociales con el fin de fomentar una base de trabajo interinstitucional e intersectorial que fundamente la estrategia integral del programa.
  3. Definir una estructura organizacional para la operación e implementación del modelo integral de intervención socioeducativa en cada una de las entidades, escuelas y localidades interesadas en el programa.
  4. Instrumentar un plan de formación de actores y agentes educativos, que responda a la demanda de cobertura del programa por entidades, escuelas y localidades por considerar en la fase de implementación del modelo integral de comunicación pedagógica.
  5. Diseñar, producir y editar los materiales educativos y didácticos necesarios para el arranque de la implementación (familia-escuela-comunidad) del modelo integral de intervención socioeducativa.
  6. Definir los criterios y estándares para la certificación de Actores y Agentes Educativos; así como la vinculación con un organismo o instancia internacional para la certificación de Escuelas con Aprendizajes en Familia.

Desarrollo del programa

El Programa Aprendizajes en Familia tiene una estructura base que se define por componentes, ámbitos de intervención, actores y ejes temáticos. Con una estrategia de atención por áreas y modalidades para la formación, asesoría y capacitación, se busca propiciar un primer perfil de facilitador como actor o agente educativo, para que durante la aplicación, actúe como mediador en la intervención con niñas y niños, quienes vienen siendo los beneficiarios secundarios en este modelo.

La categorización de los componentes responde a la necesidad de estructurar una dinámica del aprendizaje integral que da cuenta sobre la necesidad que tanto jóvenes como adultos, tienen para aprender de forma permanente y diferente a como se enseña en un ámbito escolarizado. Éstos se traducen en seis áreas de atención específicas para la formación y capacitación pedagógica, la gestión educativa y participación social; así como la prevención educativa y comunitaria.

Áreas de atención especifica

Componente Descripción

1. Formación pedagógica para la mejora educativa.

Convoca a docentes, directores para que junto con autoridades educativas, orienten su desarrollo profesional hacia nuevas formas de aprendizaje que alienten a las niñas y niños, por alcanzar un logro educativo con calidad, en donde se involucra a padres de familia y tutores como el apoyo indispensable para la mejora en los hábitos de estudio desde otros ámbitos fuera de la escuela.

2. Capacitación pedagógica para padres de familia, jóvenes y adultos.

Ofrece orientaciones pedagógicas para desarrollar ambientes de aprendizaje que fortalecen las competencias necesarias para el óptimo desempeño en el empleo formal e informal.

3. Asesoría técnica en gestión educativa.

Favorece el desarrollo de la gestión educativa en sus distintas expresiones en la escuela, mediante la aplicación de técnicas efectivas que trascienden hacia el ámbito familiar y comunitario.

4.Asesoría técnica en participación social.

Centra su atención en el liderazgo transformacional como una herramienta que fomenta la participación social para articular los procesos de aprendizaje entre la escuela, familia y comunidad.

5.Capacitación para la autogestión.

Construye procesos de formación colectiva para el óptimo desempeño de líderes educativos y comunitarios, preocupados y unidos por la mejora en las condiciones de vida en los ámbitos escolar, familiar y comunitaria.

6. Formación en prevención educativa y comunitaria.

Promueve estrategias de intervención que evidencian la disminución de los efectos en la salud, como las adicciones, los hábitos alimenticios; entre otros problemas centrales identificados en la escuela, familia y comunidad.

 

Los ámbitos de intervención, hacen referencia al hogar, la escuela y la comunidad como los espacios físicos en que deban aplicarse las estrategias de intervención; mientras que por familia, escuela y comunidad, se refiere a los contextos comunicativos en que deben darse dichas estrategias. En contraparte, los actores son aquellas personas que por su rol, función, ocupación, dedicación, liderazgo o razón social, se caracterizan como potenciales actores y agentes educativos para la intervención en estos ámbitos.

Propuesta pedagógica

Los ejes temáticos son el marco pedagógico que por sí mismos y en articulación, buscan propiciar dinámicas significativas en donde alfabetizar, implica construir procesos de aprendizaje que aluden a la capacidad de interacción de los sujetos de intervención:

  • El fomento de la lectoescritura se enfoca en el carácter intergeneracional de la familia para demostrar que, letrados y no letrados, pueden generar juntos procesos de enseñanza y aprendizaje con sentido y significado social.
  • Con el fortalecimiento de las comunidades de aprendizaje, se pretende exaltar el aprendizaje transformacional y la participación social, con dinámicas que trascienden los muros del aula y la propia escuela, en beneficio de los educandos hacia la mejora del logro educativo.
  • La construcción de comunidades letradas, implica que desde la comunidad local se organicen grupos de personas interesadas en un aprendizaje integrador que los coloque como líderes educativos y comunitarios, como una vía para la mejora su condición de vida a partir de sus formas de convivencia, organización, cultura y lengua propia.

Estos ejes temáticos son los puntos de convergencia de un aprendizaje integral que se matiza en las siguientes cuatro categorías de herramientas de intervención que consisten en:

  • Mapeo de aprendizaje para la intervención socioeducativa: caracteriza las seis áreas de atención –componentes- que articulan los procesos de aprendizaje –formal, no formal e informal- en los ámbitos de intervención –escuela, familia y comunidad-, a partir de los tres ejes temáticos que comprende la propuesta de comunicación pedagógica.
  • Formación integral de actores y agentes educativos: Plan estratégico orientado a la formación de actores y agentes educativos en dos etapas: certificación de facilitadores para la intervención y certificación de actores y agentes educativos en ámbitos de intervención.
  • Recursos educativos para la formación: serie educativa de tres cuadernillos, dedicados a la sensibilización para el desarrollo del aprendizaje entre niñas, niños, jóvenes y adultos, en ambientes de intervención socioeducativa.
  • Recursos didácticos para la intervención: Colección de 12 series didácticas en 36 paquetes integrados por una guía de actividades, una antología con glosario de términos, un juego didáctico para trabajar el ámbito familiar y comunitario; más un cuaderno de trabajo en los que están dedicados a la intervención desde la escuela.

Materiales educativos generados:

Fascículo 1: Fundamentación y ámbitos de intervención

Fascículo 2: Caracterización y componentes

Fascículo 3: Estrategia y ejes de atención

Fascículo 4: PENDIENTE

Fascículo V: Sistematización de experiencias: escenarios para una educación con calidad. Aprendizajes en Familia.

Cuaderno impreso en coedición con la SEP “Los 10 Quehaceres de Nuestra Familia”, siete mil ejemplares.

Serie didáctica impresa (dommy) “Para leer bien y escribir mejor desde el hogar”:

  • Guía de actividades
  • Antología de lecturas
  • Juego didáctico (Memorama)

Materiales educativos para WEB:

  1. Los 10 Quehaceres de nuestra familia
  2. TIC para padres de familia y tutores
  3. Para leer bien y escribir mejor

Impacto del programa

Bajo el paradigma del Aprendizaje a lo largo de la vida, el desarrollo de la línea de investigación que derivó al Programa Aprendizajes en Familia, comenzó por concebir la noción de modelo educativo, como el conjunto de prácticas pedagógicas que centran su atención en el sujeto que aprende, creando las condiciones necesarias para un desarrollo integral basado en competencias; hecho que puede llevarse a cabo bajo la promoción de una educación continua para aprender a aprender a lo largo de la vida.

Bajo esta consideración, se recurrió a la investigación-acción para desarrollar un método de intervención que se matizó en una estrategia formativa reconocida actualmente en el ámbito de la educación básica como Los 10 quehaceres de nuestra familia, una guía de formación que orienta el desarrollo de procesos de aprendizaje entre niñas, niños, padres, jóvenes y adultos, en donde mediante un trabajo compartido, se generan los ambientes propicios de convivencia que potencian hábitos estudio desde ámbitos informales como lo es el hogar.

Organización y planeación logística

La estructura y versatilidad de las herramientas que comprende el Programa Aprendizajes en Familia y su modelo integral, permite a los usuarios potenciales entablar un proceso de trabajo interinstitucional con el CREFAL, que lleva a la consecución de resultados esperados, con impactos en el corto, mediano y largo plazo. Este proceso de aplicación que lleva a cabo en tres fases: planeación, implementación y evaluación.

 

modelo ciclo escolar

 

Planeación

El CREFAL y las instancias interesadas en la aplicación programa, realizan los acuerdos interinstitucionales para la organización de cobertura, estrategia de formación de facilitadores, plan de intervención; así como el establecimiento del convenio institucional y plan presupuestal de las tres etapas. Estos procesos implican:

  1. Organización de cobertura: las autoridades interesadas, realizan la selección de escuelas (se recomienda un mínimo de 100 para el arranque), y el diagnostico situacional para la detección de necesidades, según las áreas de atención que ofrece el modelo, contando con la asesoría permanente por parte de personal especializado del CREFAL.
  2. Convenio institucional y plan presupuestal: documento que se celebra entre el CREFAL y la instancia solicitante para formalizar los compromisos que cada parte asume para la aplicación del programa. Señala además los costos económicos de cada una de las tres etapas:
  3. CREFAL: asume el compromiso de integrar al equipo especializado que ofrecerá los servicios educativos para la aplicación: diseño de contenidos para los materiales didácticos y educativos (prototipos), formación de facilitadores, asesoría permanente, seguimiento y monitoreo de la intervención en las escuelas.

    INSTANCIA SOLICITANTE: asume el compromiso de cubrir los costos económicos por los servicios especializados que ofrece el CREFAL para la aplicación del modelo: impresión de los materiales educativos y didácticos para la formación de facilitadores y proceso de intervención en las escuelas; viáticos para traslado y hospedaje de sus potenciales facilitadores a la sede de formación que se defina junto con el CREFAL; o bien, viáticos para el traslado del equipo de formación del CREFAL al lugar de origen de los solicitantes. Viáticos y hospedaje para el equipo especializado del CREFAL, que se hace responsable del seguimiento de la intervención en las escuelas.

  4. Estrategia de formación de facilitadores: de acuerdo con la cobertura, las autoridades interesadas definen una selección de 100 a 150 potenciales facilitadores, que habrán de responsabilizarse de la intervención directa en las escuelas. Personal especializado del CREFAL realiza el proceso de formación en un tiempo aproximado de tres meses –a partir de la celebración del convenio institucional-, hasta llegar a la primera certificación de Actores y agentes educativos, como facilitadores para la intervención.
  5. Plan de intervención: los facilitadores certificados organizan y determinan la modalidad que deberá desarrollarse para la intervención en las escuelas; documento de trabajo que se genera con la asesoría permanente de personal especializado del CREFAL.

El resultado de esta primera fase se traduce especialmente en la Certificación de facilitadores (Nivel 1 de 3) como actores y agentes educativos para la cobertura de escuelas seleccionadas por la instancia solicitante. Como productos el CREFAL entrega:

  1. Los prototipos de los materiales educativos definidos para el proceso de sensibilización.
  2. Los prototipos de los materiales didácticos definidos para el proceso de intervención en las escuelas con las familias y las comunidades locales.
  3. El primer Informe técnico sobre el proceso de formación y evaluación para la certificación.

Implementación

El proceso de implementación se enfoca principalmente en la intervención socioeducativa que realizan los facilitadores directamente con la comunidad escolar, las familias y los habitantes locales involucrados en los procesos de formación integral que se vive desde las escuelas. Se recomienda destinar un tiempo aproximado de cuatro meses. Son los facilitadores quienes, con la asesoría de personal especializado del CREFAL construyen el proceso de trabajo con los siguientes elementos:

  • Plan de intervención en las escuelas con las familias y la comunidad local.
  • Matriz de responsabilidades para la intervención de los facilitadores y el seguimiento por parte de personal especializado del CREFAL, y el cronograma correspondiente.
  • Materiales educativos –impresión a cargo de la instancia solicitante- para la sensibilización de los beneficiarios, sobre los procesos de intervención socioeducativa en la escuela, familia y comunidad.
  • Materiales didácticos –impresión a cargo de la instancia solicitante- para desarrollar las estrategias de intervención específicas identificadas en el mapeo de aprendizaje, según la detección de necesidades formativas en el ámbito de la escuela, familia y comunidad.

El resultado de esta fase se traduce en la segunda Certificación de actores y agentes educativos (Nivel 1 de 3) como principal indicador de impacto del proceso de intervención por parte de los facilitadores. Como productos el CREFAL entrega el segundo informe técnico con el monitoreo de resultados; instrumento que guiará la mejora en la aplicación de las estrategias de intervención de los facilitadores.

Evaluación

El proceso de evaluación de impacto que se calcula tenga una duración de dos a tres meses, gira en torno a una interrogante fundamental sobre ¿cuál sería la situación de las escuelas si no se aplica el Modelo Integral?, respuesta que se compara con el diagnostico situacional que se construye desde la primera fase. Las variables dependientes en esta fase se instauran en la calidad de la prestación de servicios que otorga el CREFAL:

  1. Asesoría
  2. Formación
  3. Seguimiento
  4. Diseño de materiales educativos
  5. Diseño de materiales didácticos
  6. Niveles de certificación

Como variables independientes se identifica la constancia y permanencia de los actores y agentes educativos formados para la intervención. Sin embargo, este aspecto puede fortalecerse con la óptima selección que para tal efecto, realice la instancia solicitante.

El resultado de esta fase se traduce en la Certificación de escuelas en la mejora del logro educativa, calidad de vida en las familias y la promoción del desarrollo comunitario en su Nivel 1 de 3. Como producto el CREFAL entrega el tercer informe técnico; un estudio con énfasis en los cambios de conducta de los beneficiarios y las transformaciones en los procesos de aprendizaje como relevante incidencia en el desempeño académico de docentes, niñas y niños en las escuelas.

Criterios de certificación

La flexibilidad de aplicación del programa en tres etapas por ciclo escolar, con posibilidad de réplica hasta por dos años, permite a sus destinatarios tomar decisiones de formación integral, con base en el mapeo de aprendizaje para la intervención socioeducativa, en consonancia con las necesidades básicas y/o prioritarias que en función del logro educativo, sean detectadas en las escuelas. El número de escuelas por abarcar en un lapso de tres años, dependerá de la capacidad de atención en infraestructura y metas por alcanzar por la instancia solicitante.

Niveles para la certificación

BENEFICIARIOS

NIVEL I

NIVEL II

NIVEL III

METAS DE LARGO ALCANCE

Facilitadores para la intervención

Eficiencia en la formación de dos áreas de atención completas y su aplicación en los ámbitos de escuela, familia y comunidad, con óptimos resultados de metas alcanzadas que reditúen en un mínimo del 40% de la población escolar total.

Eficiencia en la formación de cuatro áreas de atención completas y su aplicación en los ámbitos de escuela, familia y comunidad, con óptimos resultados de metas alcanzadas que reditúen en un mínimo del 40% de la población escolar total.

Eficiencia en la formación de seis áreas de atención completas y su aplicación en los ámbitos de escuela, familia y comunidad, con óptimos resultados de metas alcanzadas que reditúen en un mínimo del 40% de la población escolar total.

Docentes que mejoran sus resultados en su desarrollo profesional.

Niñas y niños que superan el nivel insuficiente de su desempeño académico.

Incremento de la participación social en las escuelas con mayor presencia de padres de familia  y miembros de la comunidad local.

Actores y agentes educativos

Escuelas en la mejora del logro educativo

Fascículos

 

 

 

 

 

 

Contacto

Av. Lázaro Cárdenas #525, Col. Revolución. C.P.  61609 Pátzcuaro, Michoacán, México.

phone icon footer   +52 (434) 342 8100

email icon footer   crefal@crefal.edu.mx